Tinder triunfa en los Juegos de Río

La emoción en los Juegos Olímpicos de Río parece que no se siente sólo en las pistas. Según han confesado los mismos atletas, Tinder, la aplicación para ligar, está creando una liga paralela

Cuando el Comité Olímpico Internacional repartió 450.000 condones y 100.000 preservativos femeninos -que suman una media de 42 preservativos por deportistas- se consideró una exageración Pero ahora, tras las confesiones de algunos atletas, no lo parece tanto.

Éstos confesaron haberse creado perfiles de Tinder especialmente para este encuentro deportivo, y la empresa ha ofrecido datos que lo corrobiran: durante el fin de semana, los matchs en la Villa «se han incrementado en un 129% y parece que la tendencia va a continuar en lo que queda de Juegos», afirmó Rosette Pambakian, vicepresidenta de la agencia Global Communicatios & Branding.

Lo que parecía una exageración por parte del Comité, puede que al final no lo sea pues, según datos ofrecidos porTinder, la aplicación para ligar, “durante el fin de semana los matchesen la Villa Olímpica han incrementado en un 129% y se tiene contemplado que la tendencia continúe durante los Juegos Olímpicos”, confirmó Rosette Pambakian, vicepresidenta de la agencia Global Communications & Branding.

Este boom de citas durante los encuentros deportivos no es nuevo: ya se dip en los Juegos de Sochi en 2014 y en Londres 2012, cuando Tinder y Grindr sufrieron fallos en sus servidores por la cantidad de usuarios que soportaron. La cuenta de Instagram @sportsswipe recopila los perfiles de deportistas disponibles en la plataforma. Pero además de la app para ligar, los olímpicos tienen a su disposición una red social privada, Olympic Athletes Hub, que debería servir para compartir logros durante las jornadas pero que acaba siendo una manera de iniciar relaciones íntimas a través del chat.

“Los Juegos Olímpicos son un momento muy cargado de sexo», dijo Julie Spira, una experta en aplicaciones de citas, a la cadena CBS. «Los atletas son jóvenes y ahora la popularidad de estas aplicaciones ha aumentado una barbaridad». Este año en Río los olímpicos no solo compiten por una medalla en una disciplina, también pueden conseguir el oro en Tinder.